lunes, 2 de enero de 2012

SEGUNDO MISTERIO DE GOZO: María visita a su prima Isabel


SEGUNDO MISTERIO DE GOZO:




María visita a su prima Isabel.
Al enterarse María que su prima la necesitaba, enseguida se puso en camino, sin pensar en la distancia que las separaba, y más aún, en el estado en que se encontraba. Sólo pensaba en la alegría que le iba a dar a su prima.
Este misterio, nos hace pensar en el amor que María tenía hacia los demás y que nosotros deberíamos de seguir su ejemplo, pues ella no pensaba en sí misma sino en la alegría que iba a darle a su prima. Ese amor desinteresado que todos deberíamos sentir unos por otros, sin esperar nada a cambio. María sabía que en aquella casa la necesitaban, y para ella no contaba nada más.
Al oír Isabel el saludo de María, el niño saltó en su vientre y se llenó del Espíritu Santo. Y dijo Isabel “Bendita tu eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre”. ¿Por qué ha venido a mí la madre de mi Señor?
Debemos pensar que ese ejemplo de María podríamos trasladarlo a nuestro tiempo, esa gran prueba de amor hacia nuestros familiares y amigos, a cualquier persona que nos necesite e ir a su encuentro y en su ayuda.
Visitar a esos hermanos enfermos, acompañándoles, dándoles una gran alegría con nuestra visita, haciendo una obra de misericordia y caridad a nuestros semejantes, y así dar ejemplo a otros. También debemos meditar sobre lo que dijo Isabel a María, “Bendita eres entre todas las mujeres y bendito el fruto de tu vientre” repetida al rezar el Santo Rosario, y que muchas veces la repetimos sin pensar realmente en su significado y sin darnos cuenta del verdadero mensaje que nos da. Ocho días más tarde de la marcha de María, Isabel dio a luz a su hijo, al que puso por nombre Juan, al que más tarde llamarían Juan el Bautista, ya que bautizó a Jesús en el Jordán. Demos ejemplo todos de este gran Amor de María hacia los demás. 





 NOELIA PÉREZ
DOMINICOS SEGLARES DE CANDELARIA

No hay comentarios: